Guía Salar de Uyuni – La mejor ruta

Salar de Uyuni

 

El Salar de Uyuni es el desierto de sal continuo más extenso del planeta. La mayoría hemos oído hablar del Salar de Uyuni pero de bien seguro, muchos de nosotros no nos podemos imaginar lo que realmente es hasta que lo presenciamos con nuestros ojos.

 

La infinita manta blanca que refleja el cielo y se extiende hasta donde la vista alcanza, es un espectáculo merecedor de ver al menos una vez en la vida. 

 

Hay muchas formas de ver el Salar de Uyuni que se adaptan al bolsillo de todos los viajeros.




En este POST os contamos como conocer el Salar de Uyuni por la mejor ruta

 

La ruta puede hacerse con guía o por libre (consejos más abajo). En el segundo caso deberemos tener o alquilar un jeep para desplazarnos pero no es la mejor opción si somos inexpertos en mecánica y orientación. El alquiler de un vehículo en condiciones no es barato, así que habrá que pensar si es más rentable que nos lleve un guía con su jeep y evitar hacernos cargo de posibles reparaciones, comida y alojamiento.

 

Pero para saber de que estamos hablando, vamos a detallar un poquito las realidades que esconde el Salar de Uyuni. Más abajo explicaremos la ruta y todos sus consejos.

 

Salar de Uyuni

 

El Salar de Uyuni tiene una extensión de 10.582 km². Por lo tanto es muy fácil perderse en él. Además el color uniformemente blanco de todo su terreno complica muchas veces la orientación. Está situado a unos 3.650 m.s.n.m., en la provincia de Daniel Campos, Departamento de Potosí, suroeste de Bolivia. Antes que existiera este inmenso salar, hace 40.000 años, toda la superficie estaba cubierta por el lago Minchin.

 

Posteriormente, hace 11.000 años por el lago Tauka, el Salar de Coipasa y los lagos Poopó y Uru Uru. En este período húmedo, los desiertos que hoy en día rodean el Salar de Uyuni estaban cubiertos de agua. Las lagunas que encontramos en ellos se formaron después de un período seco en el que desapareció la mayor parte del agua que había.

 

El Salar de Uyuni nos sorprende por su gran extensión; pero lo que nosotros podemos ver es solamente una pequeña parte de la cantidad de sal que contiene. La profundidad del Salar llega a los 100 metros, con capas de sal superpuestas por otras de barro. Posee el 50% de las reservas mundiales de litio (material que se utiliza para fabricar baterías de todo tipo). Además tiene cantidades importantes de potasio y magnesio.

 

Salar de Uyuni

 

Cómo se puede suponer, que el salar contenga estas cantidades de litio tan importantes supone la aparición de grandes industrias locales y extranjeras que extraen enormes cantidades de ese mineral y perjudican gravemente al entrono.

 

En Bolivia no existen industrias dedicadas a la fabricación de productos de consumo a partir de litio; solo existen las empresas mineras que extraen el material y lo exportan a diferentes países para la fabricación de todo tipo de productos electrónicos. Podríamos decir que prácticamente todos los habitantes de países desarrollados poseen artilugios domésticos que contienen litio (baterías de teléfonos móviles, ordenadores, etc).

 

A veces, un lugar tan maravilloso como el Salar de Uyuni, esconde realidades del mundo moderno que intentan sigilosamente apoderarse de los recursos naturales que ofrece. Es evidente que la intervención de la industria moderna tiene efectos negativos a largo plazo. Lo que ahora es un precioso salar, obra maestra de la madre naturaleza, podría desaparecer por la actividad de destrucción pasiva a la que los humanos la someten.

 

Salar de Uyuni

¿Cómo llegar al Salar de Uyuni?

 

Para recorrer el Salar de Uyuni lo mejor es empezar la ruta desde Uyuni. Sueno obvio, pero hay muchas agencias de viaje que venden tours desde otras ciudades como Potosí o Tupiza. La mejor opción es llegar a Uyuni y contratar un guía allí, hay muchísimos y más baratos!

 

Para llegar a Uyuni desde la Paz, la mejor opción es ir hasta Oruro en bus (carretera asfaltada). De Oruro a Uyuni hay un tren que no sale todos los días pero se puede consultar en la web de la empresa ferroviaria andina. La ruta a consultar es Oruro-Villazon (pasa por Uyuni). El tren nos permite viajar más cómodos y más seguros que por la carretera sin aslfaltar que une Oruro con Uyuni.

 

Los vuelos más baratos a Bolivia

 

Salar de Uyuni

 

También se puede llegar al pueblo de Uyuni desde otros puntos del país en bus pero las carreteras se encuentran por lo general en muy mal estado. En muchos casos puede resultar una gran aventura y en otros una pesadilla. Nosotros optamos por el tren siempre que podemos! de todas formas dejamos los tiempos y los precios en dólares de las diferentes rutas a Uyuni en bus:

 

  • Desde La Paz: 12 horas (16-35$)
  • Desde Sucre: 9 horas (15$)
  • Desde Potosí: 4 horas (4-8$)
  • Desde Tupiza: 7 horas (6-20$).

 

 

¿Cuál es la mejor época para visitar el Salar de Uyuni?

 

El Salar de Uyuni cambia según la época del año. Durante los meses de Mayo a Noviembre encontramos las temperaturas más bajas y los cielos estarán siempre despejados pero el Salar suele estar seco.

 

Si lo que queremos es disfrutar del Salar cubierto por una fina capa de agua que lo cubre y refleja el cielo, la mejor época es entre Enero y Marzo. En su contra, en estas fechas es probable que haga mal tiempo y nos toque ver el Salar con lluvia, por lo que dependerá un poco de la suerte.

 

Salar de Uyuni

 

Para nosotros, la visita al Salar de Uyuni fue en Marzo. El tiempo fue bueno, las temperaturas durante el día fueron agradables y el Salar aún estaba cubierto de agua, así que perfecto! el único contra fue no poder llegar a la Isla del Pescado por exceso de agua a sus alrededores (cuándo el Salar esta seco se llega hasta ella en los tours).

 

¿Dónde hospedarse en Uyuni?

 

En Uyuni hay una enorme cantidad de hostales para turistas, viajeros y el que quiera! no es nada complicado encontrar alojamiento ya que el pueblo es muy pequeño y la mayoría de los hospedajes se concentran a pocas calles.

 

Nosotros nos alojamos en el hostal La Roca por unos 30 BOB/persona en una habitación doble privada con baño compartido.

 

Encuentra los mejores hostales en Uyuni aquí

 

Salar de Uyuni

 

Si se llega por la noche en Uyuni (hay un tren desde Oruro que llega a Uyuni a las 2.30 de la madrugada) el Cafe Breakfast Noni es un punto de encuentro habitual dónde los viajeros que llegan a esa hora se acercan a descansar y tomar algo. Abren a partir de las 4 de la madrugada y a medida que avanza la mañana van llegando agentes turísticos que intentan vender sus tours a los viajeros.

No os dejéis llevar por el primer tour que os ofrezcan (más abajo detallamos el precio justo). Lo mejor es salir a dar una vuelta por las diferentes agencias de turismo durante la mañana para evaluar y decidir con tranquilidad.

 

Salar de Uyuni

¿Dónde contratar la ruta en el Salar de Uyuni?

 

En el pueblo de Uyuni hay casi más agencias de turismo que personas. La cantidad de tours que se ofrecen es increíble y agobiante al mismo tiempo.

 

La ventaja es que en Uyuni es donde podemos encontrar los tours más baratos. Ver tantas agencias produce la sensación de no tener ni idea de cuál elegir y de que por mucho que busquemos y comparamos, nunca vamos a poder encontrar la mejor agencia que nos ofrezca el mejor tour.

 

Salar de Uyuni

 

Eso es así, todas la agencias ofrecen prácticamente los mismos tours. Los más habituales son la visita al Salar de un día (no da para nada) y el tour que atraviesa el Salar y sus desiertos de 3 días (el más recomendado).

 

Lo mejor es no agobiarse y ser conscientes que por mucho que busquemos no vamos a dar probablemente con la mejor opción. Eso puede llegar a ser desesperante, pero es así. El hecho de haber tantas agencias de turismo que ofrezcan los tours con sus jeeps crea una competencia enorme entre ellas; pero en la mayoría de los casos cooperan ya que a una agencia le suele costar armar un grupo de 7 personas entero.

 

Salar de Uyuni

 

Entonces, las agencias se pasan los clientes sin miramientos. Esa es la razón por la cuál dijimos que no es muy importante andar buscando la mejor opción en cuanto a servicio. Al final, alguien que contrata el tour con una agencia es muy probable que termine yendo con otras personas que contrataron el tour en otra agencia.

 

Aquí lo más importante es asegurarnos que pagamos un precio justo por el tour ya que en muchas ocasiones, algunas personas que han pagado incluso el doble, terminan en el mismo jeep y con los mismos servicios que otras personas que pagaron la mitad.

 

Las agencias contratan a los guías independientes que son a la vez, guías, chóferes y cocineros y arman los grupos a su conveniencia. Evidentemente intentan vender el tour lo más caro que pueden. Pero vamos a ponerlo más fácil.

 

El precio justo para un tour de 3 días atravesando el Salar de Uyuni y sus desiertos y lagunas cuesta entre 650-700 BOB (unos 90€). El tour debe incluir toda la comida, alojamiento de dos noches y el transporte.

 

La entrada al Parque Nacional Eduardo Avaroa cuesta 150 BOB, se paga aparte y en efectivo al acceder a él al igual que la entrada de 10 BOB a los baños termales. Cualquier precio por encima de 750 BOB empieza a generar sobre valoración económica al tour. Siempre se puede regatear.

 

Salar de Uyuni

Recorriendo el Salar de Uyuni – La ruta

 

La ruta más común y que más vale la pena es la de 3 días y dos noches. En este caso, nosotros optamos por la ruta que cruza el Salar de Uyuni de punta a punta, recórre sus desiertos y lagunas y nos deja justo en la frontera Bolivia-Chile, donde nos espera un pequeño bus para llegar a San Pedro de Atacama (Chile). Este traslado debe entrar dentro del precio del tour que antes hemos explicado.

 

Ruta día 1

 

  • Cementerio de Trenes

 

El primer día de ruta salimos a media mañana de Uyuni y nos dirigimos al Cementerio de trenes, a un par de kilómetros de Uyuni. Los trenes descansan hace años, abandonados después de andar funcionando durante años cubriendo el recorrido entre Uyuni y Antofagasta. Esta fue la primera via ferroviaria del país, construida en 1.899 con la que se transporto la plata de Huanchaca y gracias a la cual los pueblos que la recorrían prosperaban.

 

Salar de Uyuni

 

Esta fue una época en la que la potente industria del mineral llevo esperanza al pueblo y a muchos otros que venían en busca de un futuro mejor. Nada sabían aquellos que llegaban respeto al desarrollo de la minería. Pocos años después, las empresas extranjeras abandonaron Bolivia, sencillamente, porque otros lugares eran más rentables y lo que algún día fue orgullo de un pueblo, quedó en desuso y abandonado en medio del desierto.

 

Hoy en día, se concentran unos cuantos vagones abandonados, azotados por el viento y los años que los cargaron de oxido y les quitaron la pintura. Dicen que en días de fuerte viento se oye el silbido del aire que se cuela por los orificios de los trenes y renace un tiempo pasado cuando esas maquinas andaban a vapor y sin descanso.

 

Salar de Uyuni

 

  • Colchani

 

La ruta sigue hasta alcanzar a pocos kilómetros, el pueblo de Colchani, un lugar sin mucho interés más que una calle llena de tiendas dónde venden artesanías y dónde los tours llevan a los turistas para que hagan compras y vayan al baño. Además están los montículos de sal, montañitas de sal extraídas por los trabajadores y que se usa para el consumo humano a nivel nacional.

 

  • Hotel de Sal

 

El recorrido llega al famoso Hotel de sal que se encuentra en medio del Salar. Actualmente se usa como museo y punto de reunión de los tours, dónde la mayoría de ellos descansan y almuerzan para seguir la ruta por la tarde. Uno de los mejores consejos que os podemos dar en este punto es pedirle a vuestro guía que os lleve a comer en medio del salar.

 

Por suerte el nuestro nos lo propuso sin que le tuviéramos que pedir nada. Comer solos y en medio del salar nos permitió sentir el salar en su calma, de cerca y sin prisas; una experiencia única! A diferencia, en el hotel de sal se aglomeran una gran cantidad de grupos que quitan la magia a todo el lugar.

 

Salar de Uyuni

 

Al lado del Hotel de sal se encuentra el monumento de sal dedicado al Dakar, rally que pasó por allí hace unos años. El monumento ha sido muy criticado por la distorsión que provoca del entorno. La verdad es que es una gran construcción que desvirtúa la belleza de la zona y nos recuerda que algún día pasaron por allí centenares de vehículos sin ningún miramiento para el cuidado del salar. Si, es verdad que los jeeps con los que vamos también pisan el salar, pero a diferencia, todos van despacio y son cuidadosos con la maravilla que recorren.

 

Salar de Uyuni

 

  • Por la noche

 

Después del almuerzo la ruta sigue cruzando el Salar (hay algunos tours que no cruzan el salar entero y de desvían a medio camino; asegurarse de que vamos a ir hasta la otra punta porque merece la pena!), parando varias veces para presenciar su belleza, tirar fotos y conocerlo desde todas sus perspectivas.

 

Si el guía es simpático no tendrá problema en parase dónde vosotros queráis. Siempre hay ese lugar en el que piensas, aquí me quiero bajar y tomar una buena foto!

 

Salar de Uyuni

 

Llegado el atardecer, nos quedamos en la otra punta del Salar, dónde este se encuentra con los Andes y sus primeras montañas llenas de cactus gigantes. Pernoctamos en un pequeñito hotel de sal en Tayka tahua, dónde nos podemos duchar (aunque hay una sólo hay una ducha), comer y descansar.

 

Por la noche no olviden salir a fuera, su rostro lo dirá todo. Si el cielo está despejado podremos ver la mayor cantidad de estrellas que probablemente jamás hayamos presenciado. Allí es dónde pudimos ver la realidad de este infinito universo cuando nubes de estrellas formaban colores que se veían incluso mirando al horizonte, sin necesidad de mirar arriba. Las estrellas están a todos lados, es todo lo que existe en el cielo!

 

Salar de Uyuni

Ruta – día 2

 

Despertamos por la mañana, cuando el sol aún no ha salido por el horizonte. Desayunamos mientras los primeros rayos nos alumbran nuestros cuerpos y nos nutrimos de luz y calor para empezar una larga jornada de travesía.

 

Salar de Uyuni

 

  • Julaca

 

Empezamos la ruta recorriendo el limite del oeste del Salar de Uyuni hasta llegar por caminos de tierra a Julaca, un pequeño pueblo medio abandonado dónde unos pocos habitantes subsisten del turismo y del paso de un gran tren de la industria minera.

Allí descansamos y visitamos lo poquito que tiene el pueblo, solitario en medio del árido desierto. Seguimos la ruta durante unas 2 horas, atravesando desierto, caminos estrechos y arroyos hasta llegar a San Agustín.

 

Salar de Uyuni

 

  • San Agustín

 

Pasamos sin pararnos por San Agustín, el único pueblo que dispone de recursos hídricos naturales propios. Se puede apreciar, a diferencia de otros pueblos, que San Agustín está repleto de árboles y vegetación como en un oasis, pero solo dentro de sus límites; fuera de ellos el desierto se vuelve a imponer durante kilómetros.

 

Salar de Uyuni

 

  • Valle de las Rocas

 

Al Mediodia llegamos al Valle de las Rocas, una gran formación rocosa que ondula sobre el valle durante unos 20 kilometros de largo. Allí almorzamos y descansamos para disfrutar de las vistas y tomar unas fotos a las rocas con formas más extrañas. La sensación de immensidad contrasta en este punto con la falta de oxigeno, nos encontramos a 3.800 m.s.n.m. y el cansancio lo manifiesta en nuestros cuerpos.

 

Salar de Uyuni

Salar de Uyuni

 

  • Volcán Ollagüe

 

Seguimos el camino hasta llegar al volcán Ollagüe, frontera natural entre Bolivia y Chile. Se observa desde lejos, la majestuosidad que impone la montaña de 5.868 m.s.n.m. con su pico nevado. Existe la posibilidad de ascender el volcán pero se hace desde la parte chilena, así que en este tour pasamos de largo y lo vemos a distancia.

 

Salar de Uyuni

 

  • Lagunas Cañapa, Hedionda y Honda

 

Siguiendo el camino de tierra con el jeep, encontramos varias lagunas de diferente tamaño que se quedaron en medio de los planos valles del desierto. Las lagunas Cañapa, Hedionda y Honda están a más de 4.000 m.s.n.m. y las habitan grandes familias de flamencos andinos que viven en armonía con el entorno, cerca de la frontera con Chile. El recorrido nos permite parar y observar esas lagunas pero el fuerte viento y el frío hacen que no estemos mucho tiempo en cada una de ellas.

 

Salar de Uyuni

 

  • Desierto Siloli

 

Un largo camino por el desierto nos hace ver la immensidad de la región y lo grande que alcanza a ser este desierto escondido entre rocas y pequeños valles. El desierto Siloli, parte del desierto de Atacama, es considerado el desierto más seco del mundo.

Sus interminables caminos de tierra nos llevan a ver las formaciones rocosas dónde se encuentra el famoso árbol de piedra, a las puertas del Parque Nacional Eduardo Avaroa, declarado monumento natural por su característica forma de árbol gracias a la erosión del fuerte viento en la zona.

 

Salar de Uyuni

 

  • Laguna Colorada

 

Justo después de pasar el control del Parque Nacional Eduardo Avaroa y pagar los 150 BOB por persona, llegamos a la Laguna Colorada, una de las más famosas del desierto por sus colores rojos y los flamencos que crían y viven en ella a 4.560 m.s.n.m.. Esta es de las mejores lagunas que vamos a encontrarnos por el camino.

 

Salar de Uyuni

 

  • Por la noche

 

Por la noche llegamos al pequeño hotel (este no es de sal), ya muy cerca de Chile, para pasar la noche y salir muy temprano por la mañana a ver la salida del sol y los geiseres del desierto.




Ruta – día 3

 

  • El Sol de la Mañana – Geisers

 

Despertamos a las 4 de la mañana para salir, aún oscuro y bajo un manto de estrellas, a buscar la salida del sol y los Geisers. El Sol de Mañana es una zona de aproximadamente 2 km² a una altura de 4.850 m.s.n.m. Aquí el aire es frío y el oxigeno escaso.

 

Después de unos 30 minutos de camino llegamos a la zona de los Geisers con gran actividad volcánica. Al llegar nos sorprenden los grandes chorros de vapor que sale comprimido desde el fondo de la tierra cómo si esta estuviera apunto de estallar.

 

Los Geisers alcanzan alturas de hasta 50 metros por la presión y el claro oscuro de la mañana refleja sus vapores y nos transporta por unos instantes a vivir en primera persona la época en que se formó el planeta tierra y sus volcanes.

 

Salar de Uyuni

 

Cuándo el cielo se vuelve más claro y la luz del nuevo día empieza a aclarar el desierto, nos dirigimos a una zona más elevada para presenciar en silencio una de las salidas de sol más bonitas que jamás hayamos visto. Entre las montañas y a casi 5.000 m.s.n.m. parece verse el sol detrás de las montañas incluso antes que nos haya iluminado. Mientras los primeros finos rayos de luz nos impregnan de calor, las montañas de la zona se iluminan y todo cobra color.

 

Salar de Uyuni

 

  • Baños termales

 

Este día parecía haber empezado de la mejor forma posible. Pero no sabíamos que iba a continuar siendo increíble. Después de ver uno de los mejores espectáculos de la vida, nos dirigíamos a los baños termales de Chalviri. a las 7 de la mañana, cuando el sol aún no calentaba lo suficiente y la temperatura no superaba los 0ºC nos metíamos en una piscina natural de agua a 40ºC que nos hacia olvidar todo y perder el sentido y la razón.

 

En aquellos momentos el espesante fumadero de las aguas creaba un micro clima que fusionaba todas las formas y colores en el exterior en una forma perfecta. El paisaje y su gran belleza eran parte fundamental en estos baños. Las aguas termales provienen del volcán Polques.

 

Salar de Uyuni

 

La entrada a los baños cuesta 10 BOB y se paga en efectivo y aparte del precio del tour. La verdad es que hubiéramos pagado incluso más por aquel momento! nunca olvidaremos la mañana en la que nos bañamos en aguas naturales calientes a más de 4.000 m.s.n.m. mientras el día despertaba y el vapor rodeaba los valles y las montañas más cercanas.

 

  • Desierto Dalí

 

Dejamos los baños termales atrás y nos dirigimos a Chile a través del desierto Dalí, que abarca 110 km² y es denominado así porque algunos de los paisajes son similares a algunas pinturas del artista.

 

  • Laguna Verde

 

Justo antes de llegar a la frontera con Chile, paramos para observar la Laguna Verde (4.350 m.s.n.m.). El contenido de minerales cómo magnesio, plomo o arsénico hacen de esta particular laguna no apta para la vida. Sus aguas son toxicas y permanece completamente virgen.

 

Salar de Uyuni

 

  • Frontera Bolivia – Chile

 

Tras unos 20 minutos en jeep, llegamos a través del desierto a la frontera natural entre Bolivia y Chile. a lo alto de la Cordillera de los Andes se ve una caseta dónde el control policial boliviano nos obliga a pasar inspección. No está permitido salir de Bolivia con ningún tipo de alimento fresco (en Chile está prohibido bajo sanción pasar el control con alimentos frescos sin declarar y en la mayoría de casos, aunque los declaremos no vamos a poder pasarlos).

 

Al pasar el control Boliviano hay que pagar 30 BOB porque sí. Un minibus nos espera para trasladarnos al control fronterizo de Chile en San Pedro de Atacama, a unos kilómetros del paso Boliviano, ya al otro lado de la Cordillera de los Andes.

 

Salar de Uyuni

 

Aquí se termina la ruta de 3 días por el Salar de Uyuni, cruzando paisajes inolvidables llenos de magia que nos cautivaron desde el primer hasta el último momento. Esperemos que esta guía sirva para que muchos viajeros conozcan algo más sobre el Salar y sus tours antes de hacerlo. Si tenéis cualquier duda sobre la ruta podéis dejar un comentario más abajo!

 

Salar de Uyuni

Consejos durante la ruta

 

  • No hace falta llevar nada de comida ni bebida. el guía se encarga que no nos falte de nada durante la ruta.
  • Aconsejamos llevar crema solar para protegernos de los rayos de sol que reflejan en el Salar y pueden fácilmente quemarnos la piel y gafas de sol.
  • Ver el cielo de noche en el salar es una de las experiencias más increíbles de la ruta.
  • Ha habido algunos casos en que algún guía se ha emborrachado durante la ruta. Aunque el guía que nos toque es una lotería, es posible que suceda. Es aconsejable pedir siempre el teléfono de la agencia por si a caso. De todos modos tampoco es seguro que te vayan a responder. Cada vez es menos probable que pase esto; cuando se ve a uno de los guías borracho, se corre la voz y ya no lo vuelven a contratar.




  • Nosotros contratamos el tour en una pequeña agencia situada justo al lado del Cafe Breakfast Noni y todo nos fue genial. El guía se llamaba Beimar y nos muy bien en toda la ruta. Muchos guías son amigos y se ayudan entre ellos. Uno de los días nos quedamos encallados en un arroyo y otros guías nos ayudaron a sacar el jeep para continuar.
  • Entrar al Salar de Uyuni por libre requiere de una buena preparación. Perderse en él es muy fácil y sólo debe hacerse si se dispone de un 4×4 y de un vehículo acompañante (las averías son muy frecuentes). Llevar todos los elementos de auxilio, un mapa exacto, repuestos y un conocimiento alto de mecánica son imprescindibles.Antes de partir, es importante dejar un aviso de salida y de llegada al hotel, la policía o al consulado.

Seguramente también te interesa …

 

Salar de Uyuni

Voluntariado gratis en Bolivia

 

Si tienes pensado viajar por más países en America del Sur, no te pierdas todos los destinos que tenemos para ti. Los mejores lugares que hemos pisado con todos los datos y consejos que necesitas.

 

Salar de UyuniSalar de Uyuni

 

 

 

Salar de Uyuni

¿Te atreves a volar? ¡Sigue nuestras aventuras por correo electrónico!

 




 

 



8 Comments

  1. És espectacular aquesta ruta. Nosaltres la vam fer de casualitat i és de les millors coses que hem vist. El que la vam fer des de Chile cap a Bolívia.
    us felicito pel post perquè està molt ben explicat i detallat. Quan algú em demani consell, els passaré el vostre link, ja tinc la feina feta! jejeje

    Fuet-i-Mate

  2. Itant podeu compartirla!! La veritat es que aquesta ruta ens va portar alguns dels millors moments i paisatges per America del Sur. Els paisatges del salar son de somni, mai haviem imaginat com es fins que no vam serhi! Recomanem a tothom qui pugui no deixi perdre aquesta ruta! Gracies fuet i mate!!

    Gisela i Roger

    1. Hola Jhon,

      No recordamos su nombre, pero estaba en la calle principal. Saliendo de la estación de tren a mano izquierda, caminando unos 100-200 metros. Pregunta ahí por Rosemary, es la dueña de la agencia.

      ¡Un saludo y disfruta del Salar si lo vas a visitar!

    1. Hola Juliana,
      Así es, los 150 Bolivianos son para la entrada al Parque Nacional y se paga aparte (no se incluye en el precio de la excursión). Esto es en el caso de hacer la ruta completa de 3 días como nosotros. Si eliges solo un día en el Salar la entrada al parque nacional no se tiene que pagar porque no se accede a él. Saludos 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *