Rutas alternativas a Machu Picchu y nuevas normas 2017

IMG_20160129_125837~2

Las rutas alternativas a Machu Picchu siguen siendo las mismas, pero las condiciones para acceder en 2017

¡HAN CAMBIADO!

 

¡Descúbrelas aquí, no te lleves ninguna sorpresa!




La rutas alternativas a Machu Picchu 

 

Desde Ollantaytambo habíamos acortado la ruta que sale de Cusco. Nos llamaba su descubrimiento pero nos frenaba la gran masa de turistas que se aglomera en el santuario. Sin embargo, el corazón ganaba; sentíamos que aquello tan visto y tan explicado lo queríamos presenciar nosotros mismos.

 

A pesar de ser un imán para turistas con altos presupuestos, nos proponíamos hacerlo de la forma más económica que pudiéramos. Y es que, mientras cada vez más turistas y viajeros optan por la ruta alternativa al Machu Picchu, todavía hay una gran cantidad de turistas que siguen escrupulosamente las instrucciones de los operadores turísticos y pagan precios desorbitados por llegar.

Las 3 formas de llegar a Machu Picchu son:

 

  • En tren desde Cusco, más de 80 dolares (y sólo te dejarán llevar 5 kg de equipaje)
  • Trekking Por el camino Inca, más de 300 dolares.
  • Rutas alternativas a Machu Picchu, a partir de 10 dolares en función de la variante. ¡LA NUESTRA!

 

En este POST compartimos las Rutas alternativas a Machu Picchu. Cuando hablamos de ruta alternativa, nos referimos a todas aquellas variantes que permiten llegar a la gran fortaleza sin utilizar el tren que sale de Cusco, pasa por Ollantaytambo y llega a Aguas calientes a precios exorbitantes. De esta forma el presupuesto para la visita de Machu Picchu se ve significativamente reducido y permite al viajero experimentar una conexión más cercana con el entorno.

 

Pero también debemos saber que las normas de acceso al santuario han cambiado en Junio 2017. Aquí encontrarás todos los detalles de los cambios en el acceso a Machu Picchu

 

Nuevas normas de acceso a Machu Picchu 2017

 

Ahora el acceso a Machu Picchu está dividido en DOS TURNOS (mañana y tarde).

 

Según dicen, para mejorar el flujo de visitantes y también, por miedo a un posible desprendimiento del terreno por el sobrepeso que la montaña sostiene todos los días en hora punta, estos son los horarios oficiales de acceso:

 

  • Acceso solo a Machu Picchu (turno mañana): de 06.00 a 12.00 h. 

 

  • Acceso solo a Machu Picchu (turno tarde): de 12.00 a 17.30 h. 

(En ambos turnos se puede permanecer dentro del santuario hasta el limite de horario establecido)

 

  • Acceso Machu Picchu + Huayna Picchu (turno mañana): Se sube a Huayna Picchu de 07.00 a 08.00 h (Grupo 1) y de 10.00 a 11.00 h (Grupo 2)

 

  • Acceso Machu Picchu + Montaña (turno mañana): Se sube a la Montaña de 07.00 a 08.00 h. (Grupo 1) y de 09.00 a 10.00 (Grupo 2)

 

Rutas alternativas a Machu Picchu

 

IMG_20160129_103734~2

 

Para llegar a la gran ciudad de Machu Picchu no debemos gastarnos la desproporcionada cantidad de dinero que la mayoría de turistas se gastan. La ruta alternativa que proponemos, circula por el Valle Sagrado y aprovecha para conocer sus pueblos. De esta forma, aprovechamos para visitar todo lo interesante que cae en el camino entre Cusco y Machu Picchu. La duración puede variar dependiendo de la longitud que invertimos en las diferentes paradas que se pueden hacer durante el trayecto; pero unos 4 o 5 días serían idóneos para vivir la ruta en toda su esencia.

 

Nuestra ruta alternativa a Machu Picchu

 

– De Cusco a Calca, pasando por Písac

 

Para desplazarnos al Valle Sagrado (vía Písac y Calca), hay transporte público que nos lleva a un precio muy económico a diferencia de los taxis o los tours organizados. Desde la Avenida Tullumayu de Cusco salen buses hasta Písac por s / 2,50 y en Calca por s / 3.

 

– De Calca a Ollantanytambo, pasando por Urubamba

 

Desde cualquiera de las poblaciones del Valle Sagrado hay bus y minivans que lo conectan. Desde Calca, cogíamos el primer vehículo que sale de la terminal terrestre, a pie de la carretera principal que cruza el pueblo, y nos dirigimos a Ollantaytambo. El trayecto en bus es un poco más barato que con minivan o combi, pero es realmente poco significativo. El trayecto vale entre s / 3 y s / 4.

 

– De Ollantaytambo a Hidroeléctrica, pasando por Santa María y Santa Teresa

 

En nuestra ruta alternativa, poníamos rumbo directo a Hidroeléctrica, comprando el boleto en uno de los bares de la Plaza de Armas de Ollantaytambo que ofrecía un trayecto más o menos cómodo en una furgoneta, por s / 40 y durante unas 6-7 horas. Desde allí el camino hasta Hidroeléctrica trepaba por una carretera de curvas que dibujaba el perfil de la cordillera durante unas 3 o 4 horas. En el punto más alto del trayecto, a 4.316 m.s.n.m., las nubes, la niebla y el frío eran los protagonistas, mientras esquivábamos pequeños pueblos y esperábamos comenzar el descenso para recuperar la temperatura. El ascenso importante y la sinuosa carretera, hacen del camino un intenso recorrido por las personas que sufren de mareos y de altura.

 

Seguidamente, cogíamos un desvío a mano izquierda para dirigirnos a Santa María sobre una carretera sin asfaltar. Sin detenernos, seguíamos hasta Santa Teresa, último pueblo antes de la central Hidroeléctrica. En el último tramo, nos esperaba un camino estrecho y terroso, perfilado por un precipicio que abría una considerable altura hasta el río Urubamba. Durante aproximadamente una hora, y en constante peligro por la ida y venida de vehículos por la carretera, deseábamos llegar a Hidroeléctrica, punto donde comenzaría la caminata hasta el pueblo de Machu Picchu, Aguas Calientes.

 

– De Hidroeléctrica a Aguas Calientes, caminando por la vía del tren

 

Alrededor de las 15h, cuando casi todos los servicios turísticos llegan a la central Hidroelectrica desde Cusco u otros pueblos del Valle Sagrado, tiene lugar el cruce de turistas y viajeros que van y vuelven del santuario. Las caras de los que volvían eran fácilmente reconocidas por su perfil cansado, mientras los nuevos ilusionados emprendíamos los 9 kilómetros de caminata por el lado de la vía del tren que nos separaban de “Machu Picchu pueblo”, Aguas Calientes.




 

El camino recorre las aguas del río Urubamba y enseña la selva prácticamente virgen que bordea las montañas de Machu Picchu y Huayna Picchu. Más o menos en el punto medio del trayecto, y sólo para aquellos que se muestren atentos a todos los detalles, las ruinas de la fortaleza se dejan ver quiebro por unos instantes, engarzadas al pico de unas paredes de roca perfectamente verticales. Caminábamos durante las últimas dos horas de sol y bajo la lluvia, sorprendidos por la cantidad de gente que ya opta por esta ruta; algo nos decía que más que alternativa, se está convirtiendo en la caminata popular que gran parte de los visitantes escogen por su dosis de aventura, y obviamente por el reducido coste que supone.

 

Rutas alternativas a Machu Picchu

 

La llegada a Aguas Calientes, entre la luz del día y la oscuridad de la noche, nos convertía un paisaje verde y armonioso en una masificada concentración de hoteles, restaurantes y tiendas que no cuajaban con la realidad. Como en un sueño, la oferta turística dirigida al pasajero que llega en tren desde Cusco y los viajeros que llegábamos a pie, convergían fríamente y creaba una primera sensación de no estar en sintonía con el entorno.

 

En todo caso, explorando el pueblo con más detalle, nos dábamos cuenta de que aún conserva un pequeño mercado y ciertos establecimientos con precios asequibles, aunque más caros que en el resto de pueblos y ciudades. Uno de los pequeños hostales del centro Natura Sweet Dreams nos daba cabida a un precio razonable.

 

Puedes reservar una habitación aquí

 

Existe un Camping, a unos 10 minutos a pie antes de llegar a Aguas Calientes. Este puede ser una alternativa de alojamiento más económica.

 

Rutas alternativas a Machu Picchu

– De Aguas Calientes a Machu Picchu

 

Pasada la noche, nos despertábamos pronto para empezar a caminar y disfrutar de lo que dicen, es la mejor hora del día para experimentar Machu Picchu. A las 5 de la mañana, cogíamos el camino de tierra que sale del lado de las vías del tren, en el mismo centro del pueblo, y desciende hasta el puente que cruza el río Urubamba y en el que está el primer control para la entrada a la fortaleza. La gran afluencia de gente facilita la orientación pero reduce la aventura y el misticismo que despierta el entorno. A partir del puente, el ascenso a Machu Picchu se dibuja a través de tramos de escaleras y cruces con la carretera que el autobús turístico utiliza para trasladar aquellos que deciden llegar más cómodamente.

 

Hay que decir que subir con el bus vale 12 dólares americanos por persona y trayecto, es decir, 24 dólares ida y vuelta. Durante el ascenso a pie, las nubes que de madrugada reposaban al pie del valle, comenzaban a ascender lentamente mientras el sol nos saludaba y aumentaba poco a poco la temperatura bajo la frondosidad de la selva alta. Después de subir escalones durante entre 45 minutos y 1 hora, llegamos a la entrada donde se concentraban ya todos aquellos que habían escogido el transporte por carretera.

 

Rutas alternativas a Machu Picchu

Esta es una de las rutas alternativas a Machu Picchu que, además de ser económica nos permite conocer el Valle sagrado y sus pueblos

La fortaleza de Machu Picchu

 

Precio de los Guías

 

Nuestra idea era poder hacer una visita guiada que nos permitiera conocer pequeños detalles, además de una explicación completa, que se esconden en la fortaleza. Mientras esperábamos entre la multitud, nos acercábamos a uno de los guías locales que ya tenía un grupo previamente formado y le preguntábamos si podíamos añadir a ellos. Después de negociar, nos uníamos para s / 15 por persona. Esta fue la forma más económica de introducirnos más profundamente en los datos y las leyendas de Machu Picchu durante 1 hora, y seguir a nuestro aire el resto del día.

 




 

Tras el cambio en las normas de acceso en 2017:

Es obligatorio el acceso con un guía. Se ha establecido un precio estándar de 20 soles para contratar uno de los guías privadas en la misma entrada. Aún así, ese es un precio orientativo pero de lo más seguro acabará bajando debido a la fuerte competencia entre los guías.

 

Otro dato, para esos fotógrafos que andan con trípode, no se les va permitir entrar con él. Así que es bueno saberlo de antemano y no llevarse la sorpresa en la puerta.

 

¡Los nuevos precios de entrada 2017 están más abajo!

 

 

Rutas alternativas a Machu Picchu

 

Machu Picchu permite adentrarnos en el contacto más cercano con el gran imperio Inca y una construcción que despierta sensaciones inhumanas. A pesar de la distorsión que crea la gran cantidad de personas que diariamente lo visitan, se puede hacer uso de la imaginación inagotable que poseemos, para absorber toda la energía que el espacio desprende y fusionarse con lo que verdaderamente esconde esta gran fortaleza, en este lugar concreto.

 

La localización del Machu Picchu converge en un punto exacto donde las energías crean la perfecta armonización entre la naturaleza y el conocimiento universal. En ciertos puntos podemos percibir la intención de las diferentes estructuras construidas, estrechamente ligadas a la aplicación de factores astronómicos sin la utilización de instrumentos modernos. La disposición de algunas piedras, permiten observar la alineación de los astros más influyentes en el planeta tierra, determinar con exactitud el comienzo de los solsticios para la organización y la mejora de la productividad de las cosechas y representar sombras y figuras espiritualmente relevantes en función de la época del año gracias al sol y la luna.

 

Las montañas que rodean la fortaleza situada en 2.430 m.s.n.m., figuran perfectamente alineadas y dibujan un eje cardinal natural. A medida que nos adentrábamos en los secretos de esta increíble construcción, nos dábamos cuenta de que, pese a primera vista no lo podíamos percibir, cada pequeño detalle está expresamente diseñado por alguna razón y desarrolla alguna función más allá de la puramente arquitectónica.

 

Todo el conjunto se divide en dos grandes zonas; las terrazas escalonadas unidas por un sofisticado sistema de regadío para las cosechas, dedicadas a la experimentación de diversos cultivos a lo largo de 1.000 metros de altitud y una zona urbana con diferentes edificios destinados a viviendas, ceremonias y palacios. La visita permite recorrer libremente todas las zonas de la fortaleza sin restricciones de tiempo (Excepto en el caso del ascenso a la montaña Machu Picchu y Huayna Picchu).

 

Entre los monumentos más importantes encontramos el Templo del Sol, centro de ceremonias durante el solsticio de verano, con el llamado “Torreón”, el edificio de mayor calidad arquitectónica para la perfecta unión de los bloques de piedra sin ningún material de adhesión mediante la técnica que también encontramos en la ciudad de Cusco, el Palacio, y la Plaza Sagrada con el templo de las Tres Ventanas y el templo Principal. Nos llamaba la atención la desaparición de la Huanca, un gran bloque de piedra de la Plaza Central que formaba parte del santuario Inca más emblemático, retirada en 1976, únicamente para que el Rey de España pudiera aterrizar en helicóptero. A día de hoy, las autoridades no han promovido su restauración.

 

La iconografía y arquitectura de Machu Picchu, teóricamente con 600 años de antigüedad, provienen de tiempos ancestrales y las encontramos relacionadas con otras grandes civilizaciones milenarias peruanas como Caral (5.000 años de antigüedad). Fortalezas que se unen y se atraen en la distancia de tiempo que las separa pero que revelan ciertas semejanzas y nos pone en duda su relación.

 

El descubrimiento de “Quipus” (sistema milenario avanzado de escritura y contabilidad a través de nudos en cuerdas) en las dos grandes antiguas ciudades, pondría en duda la falsedad de las afirmaciones del cronista Blas Valera que afirma la existencia de 104 incas durante 4.500 años, desde que Piru Paqari Mallqu fundó el Tawantinsuyu hace 5.000 años. Machu Picchu despierta el escepticismo y provoca la curiosidad para descubrir y valorar más allá de las versiones oficiales que se divulgan como únicamente verdaderas.

 

Rutas alternativas a Machu Picchu

Otras opciones de rutas alternativas a Machu Picchu

 

Ruta alteraniva variante 1:

Desde la Avenida Grau 525 de Cusco, salen autobuses que por s / 3,5 llegan a Urubamba (vía Chinchero). Desde Urubamba se puede seguir hasta Ollantaytambo (Avenida Ferrocarril s / 1,50), Santa María, Santa Teresa, la central hidroeléctrica y Aguas Calientes. Para ir al pueblo de Maras o en las ruinas de Moray, hay que bajar al desvío hacia Maras; desde allí salen taxis que pueden cobrar entre s / 5 y s / 20.

 

Ruta alternativa variante 2:

Desde la estación de autobuses de Quillabamba, Cusco, se hacen viajes directos a Santa María por s / 15 y durante unas 5 o 6 horas. Una vez en Santa María, hay taxis compartidos hasta Santa Teresa por s / 10 (45 minutos). Desde allí, junto en el mercado, salen taxis compartidos por s / 5-10 que  van hasta la central hidroeléctrica, lugar donde empieza el camino por las vías del tren hasta Aguas Calientes.

 

El viaje desde Cusco es largo. Es recomendable salir muy pronto si se pretende llegar de Cusco a Aguas calientes el mismo día, alrededor de las 6 am. Para cualquiera de las posibilidades que ofrece una de estas rutas alternativas, se necesitan al menos 3 días, una de ida, uno de visita y uno de vuelta a Cusco. Hay que iniciar la caminata desde Hidroeléctrica a Aguas calientes alrededor de las 15.00 h para disfrutar de día.

 

Ruta alternativa variante 3:

Desde Ollantaytambo, concretamente en el kilómetro 82 de la carretera que une el Valle Sagrado, comienza la ruta de senderismo que, a lo largo de 30 kilómetros siguiendo el río Urubamba y llega hasta Aguas Calientes.

 

Rutas alternativas a Machu Picchu

Nuevos precios del boleto a Machu Picchu 2017

 

Identificamos Machu Picchu con la gran ciudad construida, pero en realidad, este es el nombre de una de las montañas que protegen la Ciutadella (Fortaleza). La construcción está a lo largo de la alta valle que separa las montañas de Machu Picchu y Huayna Picchu.

 

  • Sólo Machu Picchu (Fortaleza): 152 soles por persona (extranjeros adultos) y 77 soles por persona (niños y estudiantes) en cualquiera de los dos turnos (mañana o tarde)

 

  • Machu Picchu (Fortaleza) y Montaña Machu Picchu: 200 soles por persona (extranjeros adultos) y 125 soles por persona (niños y estudiantes) en cualquiera de los dos turnos (mañana o tarde)

 

  • Machu Picchu (Fortaleza) y Huayna Picchu: 200 soles por persona (extranjeros adultos) y 125 soles por persona (niños y estudiantes) en cualquiera de los dos turnos (mañana o tarde)

(Descuento válido solo para aquellos estudiantes que dispongan de la tarjeta ISIC)

 

Rutas alternativas a Machu Picchu

Donde Comprar el boleto a Machu Picchu

 

  • Página Web Oficial: Sólo se aceptan tarjetas de crédito Visa internacionales habilitada para la compra en internet. Existen otros sitio web no oficiales donde se pueden comprar las entradas para unos 16 € más.
  • Cusco: En el Instituto de Cultura, o en la oficina de la calle Garcilaso.
  • Aguas Calientes: En uno de los extremos de la Plaza de Armas se encuentra la sede oficial de venta de entradas. Sólo se acepta pago en efectivo.




 

Comprar la entrada a Machu Picchu no es complicado pero podemos encontrarnos sin entrada si pretendemos subir al Huayna Picchu y no hemos hecho la compra con antelación. Para la visita a la Fortaleza y la montaña de Machu Picchu, se puede hacer la compra tan sólo un día antes de la visita en Aguas Calientes, excepto durante las épocas de mayor afluencia. Pero es recomendable comprar con unas semanas de antelación la entrada para la montaña Huayna Picchu.

 

Rutas alternativas a Machu Picchu

 

¡Esperamos que las rutas alternativas a Machu Picchu y las nuevas normas de entrada que compartimos en este post te sirvan para tu próximo viaje al mágico Perú!

 

Si viajas por Perú te puede interesar …

 

El lago Titicaca y sus islas más místicas: una experiencia inolvidable

Chachapoyas – civilización perdida en la selva alta de Perú

Guía para descubrir Cusco y Valle Sagrado por libre

Trekking Santa Cruz en la Cordillera Blanca 

Huaraz, un mundo entre glaciares, lagunas y ruinas misteriosas

Nosotros

 

¿Te atreves a volar? ¡Sigue nuestras aventuras por correo electrónico!

 




9 Comments

  1. Buenos datos, esta ruta cada día se está volviendo más famosa que el propio Camino Inca. Bellos paisajes desde el Valle Sagrado de los inkas, altoandinos y sobre la ceja de selva, una caminata larga con vistas panorámicas a la ciudad inca de Machupicchu. Super recomendado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *